30.4.06

DIA DEL TRABAJO

Yo siempre quise tener tu oficio, pero me conformé con comer de tus frutos.Yo siempre anhelé el calor de esos hornos de barro y jamás envidié las noches de toque de queda. El quintal a cuestas, las manos blancas, los ojos rojizos. Sudor incorregible, cada madrugada había que arrancarle formas a la espiga. Tus pulmones a veces escaseaban (el alcohol también bebía oxígeno). Y allí estabas, derrotando partículas de fuego, con amor, cociendo el pan mío de todos los días. Yo siempre quise desahuciar tu tristeza de panadero condenado. Multiplicar los panes blancos para tu angustia oscura. Yo amasé el mismo desazón del abandono y ahora el quintal de este dolor me pesa como tus canas.

Republico esto que algún día escribí para Eugenio, mi padre, uno que supo enseñarme que el pan que él producía cada noche, alguna vez fue espiga. Tenía un buen patrón, un tipo justo, decente, de esos que no abundan por éstos días de sueldos y vidas mínimas. Y aprendí que cultura era sentirme orgulloso porque él amara su trabajo y lo hiciera con amor. Y aprendí que el trabajo era un medio para desarrollar habilidades, relaciones sociales, conciencia de ser y además, tener un ingreso para lidiar con el día a día, el mes a mes y el año a año. Soy hijo de la espiga, como otros lo son del ladrillo, los libros, las armas, los cuadernos, los motores o la manzana. Valoro el trabajo de María que cocina nuestra comida, de Alejandro, que estudia las estrellas y el espacio, de Martín que publica noticias, de Mónica que edita libros y Fresia Lienqueo, que recibe turistas en su casa-ruka. Pero falta valoración social para el trabajo, porque falta protección para los y las trabajadoras: 1 de cada 3 afiliados a las AFP recibirá al jubilarse una pensión asistencial de $ 37.000 (U$ 73) al mes; el segundo, recibirá una pensión mínima de $ 80.000, (U$ 150) mientras que el tercero podrá aspirar a recibir sólo la mitad de lo que actualmente gana. Sin embargo las Administradoras de Fondos de Pensiones en Chile, elevan sus ganacias en un 25% año tras año. El capital no reconoce valores, sólo precios. Y en éste entierro todos llevamos velas, nadie es inocente, por acción u omisión. Erich Fromm nos dijo, ya en 1955 que las sociedades enfermaban y verificó que las sociedades más ricas de esa época, eran a su vez las que tenían más suicidios, homicidios y alcoholismo, todos modos de acabar con la vida propia o ajena. Estar en lo ajeno, la enajenación, es dar a la vida personal o social un fin distinto del de la realización de la creatividad, la cooperación, el civismo y la reciprocidad. Si mandan las armas, la mera eficiencia o el dinero, el abuso termina instalándose tarde o temprano como medida de la convivencia, y no hay sociedad sana donde impere, en sus muchas formas, el abuso.

26 Comments:

At 12:08 a. m., Blogger Iris said...

Grande Héctor, gran amigo, un abrazo.
Te debo una canción.

cariños,
Iris

 
At 2:11 a. m., Blogger MaleNa said...

Te quedaste con mi emoción. Nada màs mis palabras sobran.

Abrazo

 
At 8:03 a. m., Blogger vb said...

Precioso homenaje a tu padre!!!!

Hay tanto que hacer en este país al respecto y tan pocas voces se levantan...que se hace???
Un abrazo gris desde la RM.

 
At 10:46 a. m., Blogger Laura said...

Ese homenaje a tu padre es un homenaje a muchos hombres que nos precedieron y algunos que hoy aún existen.
La fotografia es hermosa.

Abrazos

 
At 2:36 p. m., Blogger Clarice Baricco said...

¿Qué decir a tanto cuestionamiento profundo razonable y verdadero?

¿Será que nuestros ojos algún día contemplen la justicia?

Al menos, por hoy, mis labios lloraron al sentir tu amor y agradecimiento a tu padre.

Esto es lo que vale: que nos hayan enseñado a trabajar. Que cada pan que comemos sabemos su origen.

Te abrazo primaveralmente...

 
At 2:52 p. m., Blogger Michelle said...

"Soy hijo de la espiga, como otros lo son del ladrillo, los libros, las armas, los cuadernos, los motores o la manzana".....y me quedo en la espiga, el en libro..pensando en el arquetipo del creador ..en la pregunta de la mente ¿qué le doy yo a la vida?...¿que le otorgo desde mi fuente?....Vivan los trabajadores de corazón que hacen de su creación la vida...

 
At 8:45 p. m., Blogger José Antonio Galloso said...

Estupendo post
Te felicito
Saludos

 
At 11:39 a. m., Anonymous Anónimo said...

héctor, belas,fortes,marcantes e reais palvras de seu texto!!!

Abraços
Fioss
Casti

 
At 2:21 p. m., Blogger Marga said...

Ummm, precioso! el trabajo, que ya no es tal, pero el que me gustaba... carpintera!!

Y ahora todo es más triste y hay máquinas que montan pero no crean...

Besosssssssss

 
At 4:29 p. m., Blogger metis said...

no hay mejor regalo que el agradecer a un padre todo lo que nos ha enseñado.. despues de leerte creo que le debo un gracias al mio..
Un beso

 
At 8:31 p. m., Blogger Cata Fdez said...

"Yo siempre quise tener tu oficio, pero me conformé con comer de tus frutos".. amigoen las palabras, Héctor, ¿Dónde quedó este sueño... lograste dar de comer luego de haber comido? ¿Lograste amar tu oficio después de haber admirado otro?, ¿Lograste agradecer cuando se debe y recordar cuando se puede?...

...

 
At 11:38 p. m., Blogger charruita said...

Me encantó este post! Te felicito...
Un abrazo!

posd. quería pedirte si en el link a mi blog podés poner USA y no Uruguay, pues no escribo desde uruguay, vivo en California...mil gracias y perdoná la molestia.Nos leemos..

 
At 11:00 a. m., Blogger HadeS said...

tu padre debe estar replicando de alegría cada una de tus palabras, donde quiera que esté.

saludos, Héctor

 
At 2:31 p. m., Blogger Eugenia said...

el texto es puro amor, como el de tu padre, me desarma tu sensibilidad.
"Y aprendí que cultura era sentirme orgulloso porque él amara su trabajo y lo hiciera con amor. "Y aprendí que el trabajo "... conciencia de ser y además, tener un ingreso"

pienso en todos aquellos que teniendo conciencia de quienes son, no pueden expresarlo porque son esclavos del necesario (y quizá ínfimo) ingreso...


un abrazo desde el otro lado...

 
At 3:36 p. m., Blogger Estrellada said...

Gracias por tu visita a mi blog!
Las manos de la imagen que has subido me recordaron las de mi abuelo tan querido, quien hizo del trabajo de su vida su orgullo su mayor como tu padre Tus palabras de recuerdo hacia él me han emocionado. Seguramente te legó a ti su fuerza, que te motiva a hacer tu análisis tan profundo. En Argentina los jubilados ya viven con muchas dificultades, es tan triste para quienes se han esforzado toda la vida depender de sus familias, más doloroso aun los que no tienen en quien sostenerse.
Saludos!

 
At 5:07 p. m., Blogger Ana C. said...

El mercado se ha transformado en un nuevo dios todopoderoso, dominador del cielo y de la tierra, que todos deben reverenciar y al cual todos, países, individuos, tienen que someterse.

Me alegra saber que no todos lo aceptemos. Saber hacer es uno de los lados de la vida, ayuda a saber ser.

Precioso tu post.

Besos

 
At 6:04 p. m., Blogger Unmasked (sin caretas) said...

Muy cierto lo que dices. Cuando el materialismo, es la unica razon que una sociedad funciona, tarde o temprano sus miembros no pueden llenar el vacio tremendo que eso causa provocandoles un gran vacio y soledad..

Queria agradecerte tu visita.

Gracias,

Petra

 
At 9:13 p. m., Blogger felicienta said...

Excepional tu post ...... creo que solo tino a decir eso :) quede estupefacta porque has escrito autenticamente y lo comparto absolutamente.
todo trabajo es gratificante y con valor !!

un abrazo !

 
At 9:57 p. m., Blogger Dilaca said...

Oh la sencillez de las palabras para decor AMO...
Amo la vida, la justicia, el linaje del trabajo, las manos de mis ancestros, el sudor, la lágrima, el reclamo...
La inspiración ha estado de tu lado, a partir del día del trabajador y el Maestro que para tí, fue tu padre.
Un alágrima para mi futura jubilación...

 
At 10:37 a. m., Blogger m i v o z said...

"...la enajenación, es dar a la vida personal o social un fin distinto del de la realización de la creatividad, la cooperación, el civismo y la reciprocidad".

yo te agradezco por las palabras a tu padre, por recordarnos que el 1 de mayo no es día de fiesta, es día de reflexión y acción..

 
At 12:10 p. m., Blogger blueberrie said...

Eres eficiente o no sirves; lo que produces es la medida con la que te valorarán los demás... Partículas de una maquinaria, eso parece que somos; cuanto más "avanzamos", más nos enajenamos. ¿Existe alguna solución?
Saludos.

 
At 12:19 a. m., Blogger siempre el sur said...

Hoy, lo mejor es hacer lo que te gusta y que de eso puedas alimentarte, pero puchas que es díficil. Me encantó tu post, me deja pensando en todo esto, en las figuras que nos definen, que en el día a día nos enseñaron a ser , a valorar, a trabajar.
Un abrazo
desde el otro sur
Siempre

 
At 8:17 a. m., Blogger vb said...

Pasé a despedirme...dejo estos espacios...las razones son casi existenciales y muy largas de explicar...le dejo un abrazo muy grande!!!!!!

 
At 11:49 a. m., Blogger Héctor Jorquera said...

que oficios les hubiera gustado tener? recuerdo que cuando leia a Hesse, yo deseaba ser botero, en un rio silencioso. Ahora ando ambicioso con ser boxeador, no subire a ningun rig, pero entrenare como si. No aprendi a hacer pan, pero aprender el segundo oficio de mi padre, entrenador de box. Y he decidido entrenar mujeres, dios npille confesados a los malos hombres (dicen que hay...)

 
At 2:30 p. m., Blogger VERÓNICA VELÁZQUEZ said...

yo soy hija del cobre, del acero, de la tuberia soldada y de la escuadra en mano... habra que escribir mas del tema.

Lindo tu post con tu toque personal y esa parte social tan presente en tu blog.

Venga pues esa nueva aventura para hacer mujeres boxeadoras, lastima que estemos lejos, mi padre aprendio a boxear por mi abuelo y de mi decia que tenia buen ponch, pero soy chica y mucho no se pelar, aunque caeria tan bien pa sacar el enojo y la ira de vez en cuando!!!

Se que vienes escribe pronto y ya veremos si se puede.

Saludos
Vero

 
At 4:57 p. m., Blogger Ana C. said...

Cuando sea mayor, quiero ser pequeña.

Cuando yo era pequeña soñaba con ser: azafata, enfermera, maestra y mamá. He conseguido ser mamá, estudio para, ojalá, ser Educadora Social, mientras me gano la vida ordenando, archivando, imprimiendo y tecleando papeles.

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home

ecoestadistica.com